10 Consejos básicos de poker: Juega en posición

Boton Dealer

Jugar en posición es el segundo artículo de nuestra serie de 10 consejos básicos para conseguir mejorar tu juego y convertirte en un jugador ganador.

La posición en la mesa es probablemente el aspecto más importante a tener en cuenta en las mesas de poker gracias a su ayuda estratégica a la hora de jugar y la mejora de los resultados que se puede conseguir a través jugar en posición.

Si todavía no estás familiarizado con el término jugar en posición, es el momento de conocerlo y de ponerlo en práctica.

Jugar en posición significa simplemente que eres el último en actuar en la mano (tras el flop, ya que antes del flop los últimos en actuar son las ciegas), siendo el jugador que está en posición de dealer (o botón) o el último de los que ha entrado en juego ya que los que están detrás han tirado sus cartas.

Las peores posiciones para jugar (estar fuera de posición) son las ciegas y la posición de UTG (Under the Gun), que es la que se sitúa justo a la izquierda de las ciegas.

Las ciegas son consideradas una malísima posición ya que a pesar de que actúan en último lugar en la ronda preflop (principalmente porque están obligados a poner la apuesta con la ciega), en las siguientes rondas serían los primeros en actuar, mientras que desde UTG se hablaría en primera posición preflop y en el resto de rondas solo se tendría delante a las ciegas.

Estas posiciones realmente no son malas porque actúes al principio de la acción, sino porque toda la mesa que haya entrado en juego en la mano lo hará detrás de ti, por lo que tras el flop no podrás tener ninguna información sobre si las cartas han ayudado a tus rivales ni sobre las intenciones de estos.

Independientemente de tu nivel de habilidad y conocimientos o de la mano que estás jugando, estar en posición siempre te ofrecerá más información sobre el desarrollo de la mano que cualquier otro detalle.

Razones para jugar en posición

Jugar en posición te otorga grandísimos beneficios, principalmente en el mundo del Texas Hold’em (la variante más conocida y jugada en la actualidad), donde la información que se puede conseguir te ofrece comodidad a la hora de afrontar el juego, con la mejora de resultados que conlleva.

Posicion Cartas

A continuación te ofrecemos las cuatro razones principales por las que debes jugar en posición:

1. Información: A la hora de actuar y disputar la mano tendrás más información que si no estuvieses en posición, facilitándote tu decisión, además habrás podido observar qué han hecho tus rivales.

2. Adaptación: La posición te ofrecerá la posibilidad de llevarte el bote sin necesidad de tener las mejores cartas a través de un farol o semi-farol con poco riesgo. Si nadie ha apostado tras el flop y las cartas ofrecen la posibilidad de tener algo, podrías apostar incluso sin tener una mano hecha con la posibilidad de que tus oponentes abandonen.

3. Sacar el máximo a tus manos: El hecho de actuar el último te permite poder maximizar tus ganancias al conseguir la mejor mano de la mesa ya que sabrás si alguien está dispuesto a pagarte bastante (si alguien ya ha apostado) o incluso si tienes una buena mano, pero no la mejor posible, puedes saber si es posible conseguir la victoria con ella (si nadie ha entrado en juego).

4. Control del juego y de la situación: El hecho de actuar en última posición te ofrece siempre el control para poder hacer más grande el bote cuando lo veas necesario, pero principalmente lo que te ofrece es llevar las riendas del juego, facilitándote además las decisiones al poder decidir siempre qué hacer tras conocer los movimientos de tus rivales.

Al analizar los beneficios y pérdidas de las mesas de poker podemos observar que la mayoría de los jugadores ganadores basan sus ganancias desde las últimas posiciones, lo que se conoce como hemos dicho jugar en posición.

Los torneos y mesas heads-up nos muestran de una manera todavía más fácil de entender y de analizar cómo los jugadores tienden a conseguir la mayoría de las ganancias gracias al juego desde posición.

No es de extrañar ver cómo jugadores ganadores tienen resultados negativos, siendo esto algo normal, cuando juegan desde primeras posiciones e incluso desde medias, recuperándose de ello y generando los beneficios cuando juegan en posición.

Cuanto más nivel tengas, más manos podrás disputar fuera de posición (pero sabiendo que siempre tiene que haber alguna razón grande para hacerlo), pero por el momento y teniendo en cuenta que esta guía está centrada principalmente en jugadores principiantes, debes entrar en juego siempre en posición y evitando en la medida de lo posible jugar fuera de ella.

Un claro ejemplo podría ser el heads-up challenge de 50.000 manos que se disputó online en enero del 2009 (hace ya algún tiempo, pero es una clara muestra) y donde se enfrentaron dos de los mejores jugadores de poker: Tom Dwan (durrrr) y Patrik Antonius.

La apuesta entre ellos era de 1,5 millones de dólares (más las ganancias en el juego) y observando los resultados después de todas las manos se puede observar claramente cómo ambos tienen sustanciales pérdidas al jugar fuera de posición y ganancias claras al estar en posición.

Todas las manos son entre ellos (lo que significa mismo rival y situación), mostrando claramente que en el poker, el jugador que está en posición domina el juego sin importar el estilo.

Como consejo te recomendamos jugar la mayoría de los botes en posición (lo más grandes posibles) y evitar hacerlo fuera de ella ya que cada bote jugado fuera de posición puede ser un gran desastre.

Por último nos queremos despedir con la frase de Daniel Skoloby, quien dijo que “jugar fuera de posición es como caminar dentro de una cueva sin luz ninguna. Nunca sabes qué es lo que te puedes encontrar en dicha oscuridad”.

Últimos blogs »