7 Card Stud con Límite, Consejos Generales-1

7 Card Stud

En este artículo vamos a profundizar en la estrategia básica del Stud para que conozcáis mejor el juego y los aspectos que separan a un gran jugador de otro no tan bueno.

El primer paso que hay que dar para poder convertirse en ganador en el 7 Card Stud es evitar los errores que los principiantes suelen cometer. A continuación tienes una lista con los más comunes:

-  Jugar demasiadas manos: No siempre hay que jugar, muchas veces es recomendable tirar las cartas de primeras esperando una mano mejor para entrar en acción.

-  No prestar atención a las cartas que están visibles: Una de formas más rápidas y seguras para conocer las opciones que tenemos de ganar es observar las cartas de los demás ya que esas cartas no podrán llegar a tus manos.

-  No abandonar con jugadas débiles: Si la mano que tienes no es fuerte, la mejor opción suele ser renunciar al juego y esperar una siguiente mano, en este caso están también incluidos los proyectos con pocas posibilidades de salir adelante.

-  No subir la apuesta con manos fuertes: Si tus cartas son consideradas premium, la mejor opción es apostar ya que si no lo hacemos podemos dar opción al resto de jugadores de continuar con proyectos con los que, si tienen suerte, puedan derrotarnos.

-  Continuar con proyectos que pueden formar la segunda mejor mano: Un ejemplo es ver la apuesta de un oponente que ha mostrado tres cartas del mismo color con nuestro proyecto de escalera ya que es posible que aunque formemos dicha escalera perdamos la mano.

-  No prestar atención al juego de nuestros oponentes: ¿Cuántos jugadores continúan en la segunda ronda de apuestas (fourth Street)?, ¿ha apostado alguien en la ronda anterior (third Street)?, ¿cuál es el tipo de juego de los jugadores que hay en el bote? Es conveniente observar estos detalles para optimizar nuestro juego.

-  No ser lo suficientemente agresivo en la primera ronda de apuestas (third Street) o en las rondas siguientes: De esta forma no tomamos la iniciativa y al jugar a proteger nuestra mano estamos dando la opción a otros jugadores de conseguir jugadas ganadoras.

-  Ver las apuestas en el river con manos con pocas probabilidades de victoria: Cuando ya no quedan cartas por mostrar es conveniente tirar nuestras cartas si sabemos que nuestras opciones de tener la mejor jugada son pequeñas, este es uno de los errores más comunes, el “por si acaso”. Con esta actitud estamos regalando fichas (o dinero) que nos puede hacer falta en otro momento.

-  Ver la apuesta o pasar en lugar de subir la apuesta: Si se tiene la mejor mano, la mejor opción es apostar por norma general. Si nuestro juego siempre que creemos tener la mejor mano es pasar, quizá estemos cometiendo un error.

Consejos generales para la primera ronda de apuestas (Third Street)

Este es el momento más importante en una partida de poker 7 card Stud ya que es cuando los jugadores deben decidir si jugar una mano o no y de qué forma hacerlo (de forma agresiva o no).

Hay algunas manos que funcionan mejor en botes de muchos jugadores, mientras hay otras que son más apropiadas para para jugar contra la mínima cantidad de oponentes posible.  Las mejores jugadas para la primera situación son los proyectos (3 cartas al menos) de escalera, color o la combinación de ambas, mientras que para la segunda son las parejas altas.

Una de las habilidades más importantes para ganar en el Stud es saber ser selectivo y solo comenzar a jugar cuando se recibe una mano con opciones reales de victoria. El problema de jugar muchas manos iniciales es que rápidamente llegará una apuesta mayor que nos pondrá en verdaderos aprietos y normalmente rechazaremos, por lo que perderíamos en la mayoría de los casos el valor de esta primera apuesta inicial.

Es muy común el error de comenzar a jugar con una mano que se debería haber descartado y llegar a la ronda final encontrándose con una apuesta difícil de rechazar pero con la convicción de que nuestras cartas son perdedoras. A la larga siempre es mejor comenzar a jugar solo cuando tenemos una mano inicial con posibilidades de victoria.

A continuación vamos a mostrar una serie de preguntas que debemos hacernos antes de comenzar a jugar:

-  ¿Qué cartas están a la vista?

-  ¿Cuántos jugadores hay en el bote? (En el momento de decidir la opción a escoger)

-  ¿La mesa está relajada o hay mucha tensión y acción en las apuestas?

-  ¿Cuántos jugadores hay sentados en la mesa en la que nos encontramos?

-  ¿Se han realizado subidas en las apuestas? Si es así, ¿quién y desde qué posición lo ha hecho?

-  ¿Cuál es tu posición respecto al jugador que ha tomado la iniciativa? (Si alguno ha decidido realizar un “raise”)

Los factores más importantes a tener en cuenta en la primera ronda de apuestas son las cartas que han sido mostradas y el número de jugadores que hay en juego. Estas circunstancias pueden hacer que algunas veces sea conveniente no ir a pesar de tener cartas que en otros momentos de la partida servirían para jugar y apostar.

Por ejemplo, si hay mucha gente que continúa dentro del juego y tienes pareja de sotas (J-J) y un 7, habiendo salido las otras dos sotas y uno de los sietes restantes, debes tirar tus cartas y abandonar aunque no haya ninguna carta superior a tu pareja debido a que cuando todas las cartas estén en la mesa lo más probable es que tus cartas no sean las mejores.

Podrías seguir jugando, incluso apostar, si estás en una situación en la que es factible robar el ante (por tanto es una mano de pocos jugadores) o incluso con muchos oponentes en juego si no ha salido ninguna de las cartas que te pueden ayudar a mejorar tu mano.

Aunque es indispensable observar las cartas que hay a la vista en la primera ronda de apuestas, es necesario e importante continuar teniendo en cuenta el resto de cartas que aparecen en las siguientes rondas para poder escoger la mejor opción en la jugada.

En el siguiente artículo de estrategia continuaremos con los consejos generales para el 7 Card Stud con límite.

Últimos blogs »