ABC de los Sit-and-Go: Pequeñas parejas (parte 1)

Mejor amigo
Las parejas pequeñas pueden ser el mejor amigo o el peor enemigo

Definimos pequeñas parejas o parejas de bolsillo principalmente a aquellas que van de 22 a 77, las cuales pueden generar problemas en muchas ocasiones.

En un torneo sit-and-go en el que las ciegas aumentan rápidamente, las parejas pequeñas pueden crear verdaderos dilemas a quien las reciba.

La primera impresión que se puede tener de las parejas pequeñas es que son poderosas, pero dependiendo de las ciegas y de la situación del torneo, pueden ser una buena mano o no servir prácticamente para nada.

En otras palabras, es necesario aprender cómo saber jugar las parejas de bolsillo o arriesgarse a ser un “fish” de los torneos sit-and-go durante toda la vida.

Si las ciegas son pequeñas, debes ver flops baratos

En los primeros compases de los torneos sit-and-go, las parejas pequeñas tienen mucho valor. Las ciegas son pequeñas y tu stack es muy grande en comparación con estas.

La mayoría de los torneos sit-and-go empiezan con 1.500 fichas y las ciegas suelen ser de 10/20 o 10/25, de modo que el jugador comienza con 60/75 ciegas grandes, dependiendo del tamaño de estas.

Ciegas baratas
Cuando las ciegas son pequeñas debes ver flops baratos

En este momento del torneo lo normal es que veas el flop con la confianza de que las pequeñas parejas se conviertan en algo más (como un trío).

Los tríos son manos realmente fuertes. Si tienes la suerte suficiente para completar el trío y que tu rival tenga una pareja alta es incluso probable que consigas doblar tus fichas.

Conseguir doblarte en fichas en los inicios te ayudará a jugar con mayor tranquilidad el resto del torneo. Según has podido ver, es recomendable ver flops baratos cuando las ciegas son pequeñas.

Al hablar de “barato” nos podemos referir a ver una apuesta de 3-4 ciegas cuando hay pocos jugadores en el bote. A pesar de la recomendación debes saber que el hábito de ver muchos flops, incluso si son pequeños, puede ser una forma muy rápida de perder fichas.

Debes tener en cuenta que las pocas veces que consigas completar el trío no conseguirán recuperar la cantidad de dinero desperdiciada si tiendes a ver un gran número de flops con cartas bajas.

Según transcurre el juego, se deben ver menos flops

Las etapas medias de los sit-and-go traen ciegas más grandes, por lo que la situación de la mesa varía. Generalmente los torneos comienzan muy tranquilos, pero se endurecen tras el nivel de 25/50 en las ciegas.

Este hecho debe hacerte cambiar también la forma de ver las parejas pequeñas. A partir de este momento (tras haber superado los compases iniciales del torneo) ya no puedes ver los flops esperando tener suerte y completar un trío ya que estarías arriesgando un alto porcentaje de tu pila de fichas.

En el nivel de 25/50 ciegas todavía puedes ver el flop desde las últimas posiciones siempre y cuando sean pocos los jugadores que han entrado en la mano, pero en estos momentos quizá sea conveniente jugar una estrategia de raise-or-fold (subir la apuesta o tirar las cartas).

Juego avanza
Cuando el juego transcurre debes tener todavía más cuidado

Este tipo de niveles es realmente complicado de jugar ya que en el nivel 25/50, si se sube tres ciegas hasta 150, estamos hablando de que el bote será de 300 (aparentemente no mucho), pero debes saber que si realizas posteriormente una apuesta de continuación (o si alguien la hace), estará en juego más del 20% de tu pila de fichas.

De este modo debes saber que tras el flop, en caso de que tu rival continúe viendo tu apuesta o realice alguna más, es conveniente abandonar la mano y perder el dinero invertido que arriesgar todavía una cantidad mayor que ponga en riesgo tu continuidad en el torneo.

Por esta razón no es conveniente nunca subir la apuesta desde posiciones iniciales y medias con parejas pequeñas, siendo las parejas pequeñas prácticamente inservibles en estos momentos del torneo.

Las parejas pequeñas no generan beneficios en dicha etapa media de los torneos ni viendo las posibles apuestas ni realizando subidas, por lo que es conveniente tirar las cartas.

Robando las ciegas

Cuando las ciegas aumentan (hablamos de niveles superiores a 50/100), es conveniente modificar el estilo de juego. En esta etapa el hecho de ver una ciega (o una apuesta pequeña) debe ser eliminado de las decisiones a tomar.

Por otro lado, en esta etapa de los torneos, debes ir incrementando tu pila de fichas gracias al robo de ciegas.

Si juegas una estrategia de raise-or-fold, una pareja de bolsillo es una excelente mano para intentar robar las ciegas. Con una pareja pequeña puedes apostar tres veces la ciega grande y de forma frecuente tendrías opciones de ganar la mano en el showdown.

Este es el aspecto más importante de las parejas pequeñas, que a pesar de que el rival vea la apuesta, todavía puedes llevarte la mano. Si estás en primera posición (under the gun), no puedes cambiar mucho la estrategia, probablemente deberías tirar siempre las parejas de 22 a 55.

En caso de que la mesa sea dura y la gente no suela entrar en juego, quizá puedes plantearte comenzar a aceptar las apuestas desde 66 o mayores parejas.

Recuerda que, a pesar de que las parejas pequeñas se pueden llevar el bote al ver las cartas, el principal objetivo es llevarte el bote sin oposición.

Entrar en la mano fuera de posición con una pareja pequeña puede ser muy peligroso, de modo que debes jugar de forma inteligente y evitar riesgos.

Últimos blogs »