Akkari: "El 40% de los brasileños está contra Brasil en el Mundial"

Akkari2
El jugador Andre Akkari.

Andre Akkari ha hablado sobre política y el Mundial de Brasil durante las WSOP. El brasileño no se corta a la hora de comentar la situación que vive su país.

El poker es el principal tema de conversación durante la disputa de las World Series Of Poker en Las Vegas, pero seguido claramente de la Copa del Mundo que se está jugando en Brasil durante estos días.

En las WSOP, los jugadores procedentes de todo el mundo no tienen problema en enseñar a sus adversarios cuáles son sus preferencias de cara al Mundial. Sin embargo, la corrupción en la FIFA, los problemas en el gobierno y las protestas también son temas que tratan, sobre todo, los jugadores brasileños como Andre Akkari.

Akkari2
"El fútbol es como una religión en Brasil".

"El  fútbol es como una religión en Brasil. El fútbol lo cambia todo y hay una gran cantidad de política involucrada, pero nos encanta el fútbol. Es realmente importante para nosotros tener la Copa del Mundo allí, porque es nuestra pasión más grande", afirmó Akkari a Pokerlistings.

Ganador de un brazalete de las WSOP, Akkari se encuentra en Las Vegas con muchos de sus compatriotas, y desde allí siguen la emoción del Mundial en su país. Una visión deportiva que contrasta también con los problemas que surgen alrededor de esta gran competición.

Las repercusiones del Mundial

"Creo que se hizo de una manera totalmente equivocada. Todo eso del dinero, de los políticos y de la FIFA. Es terrible", añadió el jugador, quien cree que los beneficios saldrán finalmente sobre los aspectos negativos.

"Incluso hasta las personas más pobres van a tener contacto con la Copa del Mundo, porque hay una gran cantidad de infraestructuras construyéndose en el país. Al igual que construyeron el nuevo estadio en Itaquerao. Era un sitio muy pobre en Brasil, y es muy buena inversión para ellos. Por lo que es bueno en cierto modo. Hay algunos beneficios para los más pobres", añadió.

"Brasil está recibiendo mucho turismo, gente gastando dinero, lo que siempre es bueno. Pero no creo que Brasil estuviera preparada para acoger el Mundial", afirmó la también jugadora brasileña María Mayrinck.

"Hay muchas infraestructuras que se están construyendo, como el metro, los nuevos estadios, carreteras y autopistas", volvió a declarar Akkari. "Están construyendo calles, por lo menos, donde están construyendo los estadios", añadió.

Corrupción en Brasil

Akkari3
"Se gastan diez veces más dinero de lo que debería costar".

Brasil ha visto como dos graves problemas se han unido durante los meses previos a la Copa del Mundo, la corrupción y el sobrecoste de las infraestructuras. "El problema no fue la construcción del Estadio. El Estadio -de Itaquerao- que se construyó en Brasil debía haber costado R$ 300 millones (reales brasileños) y se gastaron R$ 1.500 millones, lo que es terrible", prosiguió.

"Debe ser bueno, pero se gastan diez veces más dinero de lo que debería costar. Cogen algo que debería ser bueno y se hace mal", continuó antes de denunciar lo hablado con un amigo ingeniero de estadios.

"Soy amigo del jefe de ingenieros de para el nuevo estadio de Sao Paulo. Es un tipo honesto y no participó en temas de dinero. Me dijo 'Aquí en el estadio, solo ví R$ 200 millones. No vi nada más que eso, no sé dónde va el dinero'", declaró.

Unas quejas que tienen un trasfondo político, que poco a poco se erige como protagonista en la Copa del Mundo. "Están usando la Copa del Mundo para política porque habrá elecciones el próximo octubre. El 40% de los brasileños están contra Brasil, porque si Brasil gana, Dilma -Rousseff-, nuestra presidenta, será reelegida y nadie quiere eso", comentó Akkari.

"Pero no puedo estar en contra de Brasil, tampoco me gusta Dilma, pero no puedo ir contra Brasil. Espero que la conciencia de los brasileños funcione mejor en octubre, incluso si Brasil gana, y podamos cambiar de presidente", añadió.

Últimos blogs »