La mano de la semana: Dwan hace una obra de arte en el river

Tom Dwan Maestro
Un maestro con muchos faroles en su repertorio.

En la historia del poker, pocos pueden igualar a Tom Dwan a la hora de polarizar manos y poner en apuros a sus rivales. La mano hoy es un ejemplo claro de esto.

La mano de esta semana está tomada del conocido y casi canonizado programa de tv Poker After Dark. En esta ocasión Dwan lucha contra Phil Hellmuth y, tal como siempre le ha gustado, termina con todas sus fichas en el centro.

Hellmuth no pudo retener sus ansias por ser un héroe y destapar a su rival, haciendo call y formando un bote memorable de 330.000$.

Del flop al river

¡Qué tiempos aquellos! ¿Recuerdas Poker After Dark? Seguro que sí.

En este episodio (en el que tiene lugar la mano de esta semana), Doyle Brunson, Gus Hansen y Eli Elezra están en la mesa, pero solo Dwan y Hellmuth se involucran en la mano.

Hellmuth sube tras la apertura Elezra con     en el botón, haciendo call posteriormente a la re-subida de Dwan.

[Nota del editor: La guerra de subidas en el juego pre-flop no aparece en el vídeo. Elezra abrió con una subida de 1.400$, Phil re-subió a 5.400$. Dwan responde con una nueva subida a 16.100$ en ciega pequeña, viendo esta Phil Hellmuth tras el abandono de Elezra.]

Tras el juego pre-flop tenemos 34.300$ en el bote, con stacks efectivos en 147.600$.

El flop es       Dwan hace check, así como Hellmuth, por lo que nada cambia.

El turn   sirve para que Dwan tome la iniciativa con una apuesta de 27.600$ que Hellmuth ve. Esto hace que el bote ascienda a 89.500$, con stacks efectivos de 120.000$.

El river es   y Dwan se toma su tiempo antes de ir all-in con una apuesta de 120.000$. Hellmuth piensa todas las opciones durante un largo periodo de tiempo y decide finalmente ver la apuesta con el mencionado    

El     de Dwan supera la mano de su rival en un bote de casi 330.000$ en una mano que puedes ver (desde el flop) en el siguiente vídeo.

Análisis

Este es un call de gran valor (número de fichas) realizado por Hellmuth que, fuera de contexto, parece totalmente loco. Pero no todo es blanco o negro, el análisis no es tan fácil. Tal como veremos a continuación, es realmente Dwan quien consigue sacar el máximo valor a una mano realmente marginal.

Tom Dwan es un maestro en el arte de hacer faroles.
Un genio, el mejor en muchos aspectos.

No se ve el juego pre-flop en el vídeo, pero sí sabemos lo que ocurrió. Elezra abrió con una subida de 1.400$, la cual re-subió Phil a 5.400$. Dwan, en la ciega pequeña, decide subir aún más, hasta 16.100$, viendo su subida Hellmuth.

Dwan sube y 3betea con multitud de manos estando en la ciega pequeña, lo que hace realmente complicado para sus rivales ponerlo en un rango.

Contra un jugador más tight, Hellmuth habría foldeado casi con toda seguridad su débil 9 7 al pensar que su rival tiene pareja alta o conjunto de cartas altas (y a menudo suited) pero al ser Dwan no tiene miedo de ver la apuesta.

Teniendo en cuenta su rival, es posible que esté ante manos tipo A4s e incluso peores, debido al rango amplio con el que Tom actúa así.

Frenazo en el flop

El flop es muy húmedo (con posibilidades de proyectos) y además tiene opciones de mejorar las manos de ambos ya que es acorde a sus rangos. Cuando Dwan hace check, Hellmuth tiene que preguntarse por qué un jugador tan agresivo como su rival no realiza una apuesta de continuación en el flop.

Si tuviese una mano fuerte como AA, KK, AQ o KQ, un set o un proyecto fuerte como K J, hubiese apostado sin ninguna duda, lo que hace pensar que tiene una mano media tipo JJ, 99 o un 10, de modo que busca que no crezca demasiado el bote.

O incluso puede que no tenga nada. Esta es también la razón por la que Hellmuth no apuesta. Tiene pareja (con la carta más baja del flop), la cual solo puede ganar a un farol y que además no conseguiría llevarse dinero con una apuesta de una mano peor.

El check aquí es la mejor opción.

Especialmente si es Tom Dwan

Otro diez en el turn hace las cosas más interesantes. Tras haberse ralentizado la acción en el flop, Dwan mete en esta calle tres cuartas partes del bote.

Phil Hellmuth en la mano de la semana.
Tiempo de pensar. ¿Por qué ha hecho Dwan check en el flop?

Desde el punto de vista de Hellmuth, esto significa que Dwan tenía un diez y ha completado un trío o que está de farol, tal como hemos comentado en el análisis del flop.

Hacer call aquí es el movimiento más claro y correcto ya que Hellmuth no puede tirar una mano que bate a cualquier farol con pot odds de 2,3 a 1, principalmente si es Tom Dwan al que te enfrentas.

Esto hace que vayamos al river con un bote de 89.500$.

La última carta comunitaria mostrada es un insignificante 5.

Dwan muestra su clase en el river

Tras pensar un tiempo, Dwan decide ir all-in, consiguiendo polarizar su rango al máximo.

Hellmuth solo tiene dos opciones al pensar en la mano de su rival: Tiene un diez o no tiene nada. Una reina no hubiese hecho nunca check en el flop (estamos hablando de Dwan), pero si lo hubiese hecho, nunca hubiese ido all-in en este board.

Phil Hellmuth debe decidir
La cosa se complica aún más.

Un set en el flop que hubiese terminado con full o poker tampoco es opción ya que raramente hubiese hecho check en un flop como el visto, con tantos proyectos.

La mano de Hellmuth es muy marginal, pero pensando en el rango de su rival, bate a cualquier mano (todos los faroles) a excepción del diez, lo que teóricamente hace su mano tan buena a como lo sería si tuviese una reina.

En este punto, vamos a cambiar y vamos a ver la mano desde la perspectiva de Dwan, quien también piensa en dos posibilidades.

1. Hellmuth no ha conseguido completar su proyecto: diamantes, KJ, 98 o algo similar.
2. Hellmuth tiene una mano mediocre como QJ, A7 u 88.

Contra este rango, un all-in es el movimiento perfecto ya que Hellmuth foldearía cualquier proyecto incompleto ante cualquier apuesta. Pero además es más fácil que piense que ha lanzado un farol con una apuesta tan alta, por lo que de esta forma habría más posibilidades que vea la apuesta con una mano marginal (como la pareja de sietes que tiene).

Es importantísimo tener en cuenta que Hellmuth conoce a Dwan lo suficiente para saber que es capaz de realizar un farol tan grande. Si Dwan fuese conocido por ser un nit que no es capaz de polarizar sus manos de este modo, entonces la mejor opción hubiese sido una apuesta pequeña.

La única certeza

Hellmut analiza pormenorizadamente la mano y decide hacer una hero call.

Los jugadores más experimentados basan a menudo sus decisiones en una situación así a sus sensaciones ya que en casos como este, no es tan simple como que sea la decisión correcta o equivocada.

Hellmuth: Sin palabras
Phil Hellmuth se queda sin palabras.

Lo único cierto es que con una decisión así quedarás como un tonto si estás equivocado (y el rival te gana) y como una estrella si el oponente iba de farol y te llevas el bote con tus sietes.

Esta es una situación totalmente difusa ya que hay muy pocas manos de valor con un diez que puedan jugar así.

Conclusión

Manos como esta contra Phil Hellmuth son la razón principal por la que Tom Dwan era el jugador más temido en las mesas de NL Hold’em.

Siempre dispuesto a lanzar un farol y, lo más reseñable, a jugar las manos más fuertes de la misma forma.

Hellmuth no puede resistirse a la posibilidad de convertirse en un héroe en esta mano, pero al final se queda sin dinero y sin palabras, algo que no ocurre a menudo en la vida de Poker Brat.

¡Por favor, rellena las siguientes celdas correctamene!!

¡Error al guardar el comentario!!

Tienes que esperar 3 minutos para publicar otro comentario

Sin Comentarios