La mano de la semana: Seiver y Rast, una batalla de varios millones

Seiver Rast
Seiver contra Rast y varios millones en juego.

Brian Rast pierde una mano crucial en el Super High Roller Bowl 2015, después se recuperó para llevarse el torneo. Analizamos al detalle la mano ante Seiver.

Muchos jugadores sienten respeto a una check-raise en el river. Con frecuencia les pone en una difícil situación ya que las pot odds son demasiado buenas que un farol sería demasiado improbable. Scott Seiver se encuentra en esta situación y consigue escapar de ella de forma positiva.

Estamos en el Super High Roller Bowl 2015 y solo quedan tres jugadores con vida.

Del flop al river

Connor Drinan, Scott Seiver y Brian Rast se han asegurado 3,225 millones de dólares al alcanzar el top3 del torneo, pero el premio puede ser mucho mayor.

Seguir avanzando en el torneo otorga un premio de dos millones más.

En estos momentos Brian Rast y Scott Seiver tienen aproximadamente nueve millones de fichas, muchas más que Connor Drinan, quien acumula solo tres millones.

Todo parece indicar que Rast y Seiver van a alcanzar el heads-up, mientras Drinan tiene la esperanza de llevarse un gran bote.

Las ciegas están en 60.000/120.000 (ante 10.000). Drinan foldea desde el botón y Rast limpea en la ciega pequeña.

Seiver, con     en la ciega grande, hace check y el bote acumula 270.000 fichas.

Se muestra el flop       Seiver apuesta 225.000 y Rast ve. El bote ya sube a 720.000 fichas y se muestra el turn.

Un   da escalera a Seiver, quien apuesta 455.000 tras el check de su rival. Rast ve la apuesta en un check-call similar al flop. El bote asciende a 1,63 millones de fichas y ambos jugadores tienen algo más de ocho millones de fichas todavía en el bote.

El river es   Rast hache check por tercera vez. Seiver apuesta 1,1 millones, pero Rast nos sorprende con una subida a 2,875 millones.

El bote acumula 5,6 millones de fichas y Seiver debería pagar otros 1,7 millones de puntos para enfrentarse a la mano de Rast en el showdown. Lo primero que hace Seiver es preguntar a Connor Drian el tamaño de su stack.

Entonces comienza a pensar qué tiene Rast, con qué mano intenta echarlo del bote, diciendo ambos “tengo una gran mano” y “creo que no lo es tanto”.

Finalmente Seiver ve la apuesta y se lleva un bote de 7,4 millones de fichas (poco menos de un tercio de todas las fichas del total), mientras que Brian Rast continúa con solo 4,8 millones.

A continuación puedes ver la mano.

Análisis

Hay mucho drama en esta mano, hay muchas fichas en el bote y el river nos ha ofrecido una sorpresa con el check-raise de Rast. Scott Seiver se encontraba entre la espada y la pared, viéndose casi obligado a foldear su escalera, pero finalmente decide hacer call.

Vamos a ver en detalle qué es lo que ha ocurrido.

Seiver Piensa
Seiver analiza la situación antes de tomar una decisión.

Después del fold de Connor Drinan, Rast limpea en el bote con Q 7. Es una mano algo superior a la media, pero al estar fuera de posición, no quiere que el bote crezca demasiado de forma innecesaria.

La mano de Seiver es bastante mala, pero él está feliz porque puede ver el flop gratis.

En estos momentos, ambos jugadores tienen rangos bastante amplios. Ambos pueden tener cualquier jugada con solo la excepción de parejas altas u otras manos iniciales top.

Rast aprovecha el flop

Rast flopea trío de sietes (un monstruo) y decide actuar de la forma más razonable. Hay muy pocas opciones de que Seiver tenga algo, por lo que abandonaría la mano ante cualquier apuesta que hubiese hecho Rast.

De hecho, la mejor decisión posible es la que toma: hacer check esperando el farol de Seiver o de una apuesta con la esperanza de mejorar la mano en una calle posterior.

Seiver lanza un farol (un semi-farol ya que tiene proyecto de escalera), aunque en la situación que se encuentra, también es el mejor movimiento posible. El rango de Seiver tiene todas las cartas que pueden combinar bien con este flop, sin hablar de un siete que podría representar bien en esta situación (complicado por el hecho de que es Rast el que lo tiene).

En caso de que Rast vea su apuesta, todavía tiene algunas outs para completar el proyecto, por lo que es un movimiento razonable.

Escalera en el turn

El seis en el turn es aparentemente una carta que puede hacer poco daño a Rast, por lo que él se mantiene en su plan de pasar con la esperanza de que su rival lance un farol. Seiver, por su parte, ha visto cómo todos sus deseos se cumplían y completaba la escalera.

Escalera Seiver
Escalera para Scott Seiver.

No es solo que ha completado su mano, sino que además sabe que Rast probablemente tiene una mano bastante decente ya que ha visto el flop.

Rast hace de nuevo check-call ante la apuesta de Seiver y vamos al river, calle en la que todo se va un poco fuera de control.

El river, el detonante

El rey en el river no cambia mucho para los jugadores. Por supuesto, es posible que cualquiera de ellos tenga en su poder K7, pero es algo improbable.

Rast deja que Seiver apueste por tercera vez, lo que además tiene más sentido que apostar. Seiver podría tener una buena mano y ver su apuesta, pero es más probable que ante el check vuelva a apostar, incluso de farol.

El turn servía para que algunas manos (como un ocho o dos diamantes) hubiesen apostado con un proyecto que no se habría completado y, por tanto, con una mano muerta en estos momentos.

Pero Seiver tiene otra cosa en mente. En estos momentos tiene una escalera, la cual está además oculta, mientras que su rival tiene una mano lo suficientemente buena para haber visto dos apuestas.

De este modo Seiver realiza otra apuesta por valor, pero la subida de Rast le coge desprevenido.

De pronto, su increíble mano (escalera) se ha convertido solo en un cazador de faroles. El rango de Rast está ahora lleno de sietes, T8 para una escalera mejor y varios full houses.

Las pot odds son de 3,3 a 1, a lo que hay que añadir que incluso perdiendo, Seiver todavía estaría al nivel de Connor Drinan para seguir luchando en el torneo, por lo que piensa que la mejor opción es el call.

Check-raise criticable

No hay mucho que decir sobre el call de Seiver, pero sí que hay preguntas sin resolver respecto al check-raise de Rast, la principal es saber si no tomó demasiado riesgo.

Rast River
El check-raise de Rast en el river, más que criticable.

Con frecuencia, la principal pregunta a realizar es: “¿Podría ver la apuesta una mano peor?”. Para ser honestos, tan solo un siete con un kicker peor, no hay ninguna otra mano que pudiese ver la apuesta quedándose por detrás de la jugada de Rast.

Quizá Rast confiaba que su check-raise tras dos check-call se viese como un farol, de modo que manos peores pudiesen verlo, pero eso no justifica el riesgo tomado, menos aún viendo el resultado final del movimiento.

Conclusión

En esta mano crucial, Rast y Seiver se enfrentan en el river. Seiver se ve realmente tentado a foldear una escalera en el heads-up, pero al final toma la decisión correcta (ver la apuesta del rival).

El movimiento check-raise de Rast en el river le costó muchísimas fichas, pero a pesar de ello consiguió mantenerse en el torneo para llevarse la victoria.

¡Por favor, rellena las siguientes celdas correctamene!!

¡Error al guardar el comentario!!

Tienes que esperar 3 minutos para publicar otro comentario

Sin Comentarios

×

Sorry, this room is not available in your country.

Please try the best alternative which is available for your location:

Close and visit page