Un paso más cerca de la devolución total a los jugadores de Full Tilt

Full Tilt Poker

Estados Unidos ha designado a Garden City como gestor para cursar las reclamaciones de los jugadores de poker americanos a los que Full Tilt todavía debe dinero.

El gobierno de los Estados Unidos de América y el Departamento de Justicia Estadounidense (DOJ) han dado un paso más para que todos los jugadores de Full Tilt puedan recibir el dinero que tenían bloqueado en sus cuentas, una gran noticia para todos los amantes del poker.

La noticia, la cual ha llegado casi dos años más tarde del Black Friday, confirma que se ha nombrado a Garden City Group (GCG) como el responsable para la gestión de las denuncias y reclamaciones de los jugadores estadounidenses a Full Tilt, para que analice los casos y se devuelva el dinero retenido a los jugadores de la sala.

De esta forma se cierra prácticamente el problema con los pagos ya que el resto de jugadores de todo el mundo han tenido la posibilidad de retirar su dinero de la sala (o de utilizarlo jugando de nuevo en Full Tilt) tras la reapertura de esta bajo el poder de PokerStars.

Recordamos que los jugadores españoles (así como aquellos de los países regulados en los que Full Tilt no ofrecía sus servicios al no haber adquirido la licencia específica) tuvieron la posibilidad de transferir sus fondos a una cuenta de PokerStars.es y así poder reutilizar su dinero en la sala de la pica roja o retirarlo a su cuenta bancaria.

Parece ser que finalmente uno de los mayores escándalos del poker ve la luz al final del túnel y que todo se solucionará de forma positiva para los jugadores, los cuales recibirán de vuelta todo el dinero que les corresponde.

Cronología de un camino de espinas para los jugadores de Full Tilt

Tras el Black Friday y la declaración de los tribunales de que Full Tilt debía millones de dólares a jugadores de todo el mundo se han ido dando pasos para conseguir que estos puedan recibir su dinero de vuelta y así quede cancelada toda la deuda con la conocida sala de poker que tras más de año y medio volvió a estar en funcionamiento el pasado mes de noviembre.

Desde el Black Friday (15 de abril de 2011), fecha en que el gobierno de Estados Unidos cerró tres de las salas más importantes del poker online: PokerStars, Full Tilt y Ultimate Bet, los jugadores de Full Tilt han vivido una pesadilla.

GCG

Primeramente fue el cierre de la sala en Estados Unidos por ofrecer la posibilidad de jugar al poker online, un hecho prohibido en la nación americana y posteriormente el comienzo de los rumores sobre la estafa piramidal que realizaba la sala, lo cual obligó a cerrar la sala y a enfrentarse a la justicia, con el miedo de los jugadores de que nunca verían su dinero.

Finalmente, el último día de julio del 2012 se alcanzó un acuerdo entre PokerStars y el Departamento de Justicia de Estados Unidos para el pago por parte de la sala de la pica roja de 547 millones de dólares a lo largo de tres años debido al hecho de haber ofrecido poker online hasta el Black Friday, además de que Full Tilt, con el acuerdo, pasaría a manos de PokerStars.

Por otro lado, tal como puedes leer en nuestro artículo especial sobre el acuerdo entre PokerStars y el DOJ, PokerStars se comprometía a devolver el dinero que Full Tilt debía a los jugadores de todo el mundo (a excepción de los de EEUU), aproximadamente 184 millones de dólares que desde el pasado mes de noviembre se han reembolsado.

Tras este hecho, solo faltaba que los jugadores americanos recibiesen el dinero que Full Tilt les debía (cerca de 150 millones de dólares), dinero que saldrá de las arcas del gobierno de Estados Unidos y reservado por este tras el pago de los 547 millones de PokerStars.

Tras la designación del grupo gestor Garden City Group, ya solo queda que se reciban las reclamaciones y el Departamento de Justicia, junto con el gobierno, devuelva el dinero a los jugadores para finalizar la pesadilla de mucha gente que tiene retenidas grandes (o pequeñas) cantidades debido a las irregularidades de la sala.

Finalmente queremos recordar que en el acuerdo entre PokerStars y el DOJ, este último prohibió a la sala de la pica roja la posibilidad de ofrecer poker online en EEUU, siempre y cuando no se declarase lo contrario en alguna otra ley.

Tras haber cumplido PokerStars con todo lo especificado por el Departamento americano, son pocos los que dudan de que ya existe un acuerdo entre dicha sala y los responsables de la ley americana para permitir, cuando se legalice el poker online en EEUU, a PokerStars ofrecer sus servicios.

Muestra de ello son los movimientos de la sala de poker más grande del mundo para adquirir un casino en Atlantic City y así promocionarse en EEUU para preparar su próxima apertura de nuevo en el mercado del poker online en el país americano, siempre y cuando se legalice el poker online allí, algo para lo que todavía falta un tiempo.

Últimos blogs »