La WSOP anuncia un torneo de 1 millón de dólares de buy-in

one million dollars

Las apuestas cada vez son mayores en el póker y, por ello, la WSOP ha decidido que en el 2012 va a lanzar un torneo de un millón de $ de buy-in.

El torneo, que fue anunciado hace pocos días por la organización de la WSOP, va a llevar el nombre de “the Big One”. En español, podríamos utilizar el sobrenombre de “el torneo más grande” o del “torneo gigante”, como cada uno quiera. Además, este torneo, tiene también algo muy especial y es que una parte del dinero que se recaude en el mismo va a estar destinado a la fundación One Drop, que lucha contra la pobreza en el mundo ayudando a los más desfavorecidos a tener acceso al agua potable.

Guy Laliberte, director de One Drop y fundador del Circo del Sol, es uno de los 15 participantes que ya ha asegurado que va a jugar en el evento.

“Estamos orgullosos de que en el evento más importante del mundo del póker se vaya a ayudar a mucha gente y a hacer el mundo un lugar más pacífico y mejor. Todo ello gracias a la fundación creada por uno de los empresarios más creativos, Guy Laliberte”, ha remarcado el CEO de Caesars Entertainment, Gary Loveman.

El ganador de The Big One podría llevarse millones y, si el torneo atrae a más de 21 jugadores, la WSOP diseñará un brazalete de platino especial y único para la ocasión.

El torneo tiene previsto durar unos tres días y los premios serán repartidos de tal manera que se consiga que el 20% de los jugadores puedan llevarse algo de dinero en vez del 10% habitual.

La WSOP ha decidido que el 11.1% de cada buy-in va a ir destinado directamente a la fundación One Drop, lo que supondría que la misma podría embolsarse millones gracias al torneo.

Negreanu, Antonius y Hansen, entre los participantes

Jugadores profesionales como Patrick Antonius, Gus Hansen, Daniel Negreanu, Johnny Chan, Tony G, el CEO del Center Group, Bobby Baldwin, o el dueño de Treasure Island, Phil Ruffin, ya han comunicado su interés por el torneo y han asegurado que van a formar parte del mismo.

“Un millón de dólares parece una locura, y lo es, pero cuando hay una buena causa detrás como ayudar a One Drop a que pueda llevarse un porcentaje del dinero, la idea no parece tan descabellada. Es más, pasa a ser una idea fantástica y una forma estupenda de dar dinero a la caridad”, ha señalado Negreanu.

El empresario Andy Beal, conocido por participar en juegos en los que se apuestan millones contra un grupo de jugadores profesionales de Las Vegas, también ha aceptado el reto y ha decidido participar en el evento.

Por el momento, lo que se sabe es que la idea es que el torneo se desarrolle en el Rio All-Suite Hotel and Casino de las Vegas, y que comience el 1 de julio. El número máximo de participantes que se ha fijado para el torneo es de 48.

Va a haber también múltiples satélites en todo el mundo con el objetivo de que los jugadores de páginas como Quebec Casinos, Caesars Entertainment y de varios grupos europeos tengan la oportunidad de ganar un sillón en el prestigioso torneo.

Los más ricos

Los profesionales a los que les gusta apostar fuerte están muy interesados y emocionados ante la posibilidad de que los jugadores más ricos del mundo se vayan a enfrentar cara a cara.

Tom Dwan ha explicado que “voy a participar. Un millón de dólares es una cantidad elevada pero es por una buena casa. Además, ahora lo que me interesa es ganar”.

Dwan sólo puede es capaz de ver la emoción y la aventura de participar en uno de los torneos de mayor relevancia del mundo del póker en la historia, en el que van a participar los más ricos y, por tanto, los más famosos.

Desde el mismo momento del anuncio del torneo, ESPN ya comenzó a hacer planes para emitir esta histórica competición como parte de las emisiones del WSOP.

Últimos blogs »