La mano de la semana: Ivey da una clase maestra a Feldman

Phil Ivey
Ivey fue el rey, ¿lo sigue siendo?

Phil Ivey da una gran lección de poker a Andrew Feldman en uno de los muchos ejemplos que demuestran que Ivey es (¿fue?) el mejor jugador de poker del mundo.

Phil Ivey ha sido considerado durante muchos años el mejor jugador de poker del mundo, aunque en la actualidad tiene muchos críticos que dudan que pueda regresar a su nivel de juego y demostrar de nuevo su clase.

Nuestra mano de la semana es uno de los muchos ejemplos que demuestran que Phil Ivey us estaba hecho de otra pasta.

Ivey nos muestra uno de sus mejores trucos: Cómo robar el bote sin tener una mano cuando el rango de tu rival es débil.

Su oponente en el ejemplo de esta semana es Andrew Feldman gb, quien comete el error de enfrentarse al reay del poker en todo su apogeo.

Del flop al river

Regresamos al año 2011, cuando High Stakes Poker todavía existía y Full Tilt no había vivido los problemas llegados tras el Black Friday que le obligaron a prácticamente desaparecer antes de volver a ofrecer sus servicios tras la compra de Amaya, aunque el esplendor difícilmente regresará.

La partida de hoy es el Full Tilt Million Dollar Cash Game y la mesa de juego está llena de jugadores profesionales de calidad reconocida.

Tom Dwan, Peter Jetten, Ilari Sahamies, Patrik Antonius y Mike Matusow están sentados en la mesa, aunque en nuestra mano de la semana tan solo están sentados como espectadores de lujo ante la clase de poker realizada por Phil Ivey us ante Andrew Feldman gb.

Las ciegas están en 300$/600$ (ante 100$), de modo que hay 1.700$ en el bote antes de repartirse las cartas. Feldman tiene 98.700$ frente a él, definiendo su pila los stacks efectivos al ser la más pequeña.

La mano llega en paso a Feldman, subiendo este a 2.000$ desde posición media. Dos jugadores más foldean y llega la mano a Phil Ivey.

Ivey decide resubir a 7.000$ con     foldeando ambas ciegas y llegando la mano de nuevo a Feldman, quien decide ver la apuesta. El bote asciende hasta los 15.700$, con stacks efectivos de 91.700$.

El flop es       Feldman hace check e Ivey apuesta 11.000$. El británico decide resubir a 28.500$. Ivey ve la apuesta, por lo que el bote alcanza los 72.900$, con los stacks efectivos en 63.200$.

El turn es   Feldman pasa, de modo que Ivey vuelve a apostar, en esta ocasión 27.000$, obligando a Feldman a tirar su    

El británico tenía la mejor mano, pero se ve superado por el buen hacer de su rival. Ivey se lleva un bote de casi 100.000$ (99.700$ si tenemos en cuenta la última apuesta de Ivey) con un absoluto farol, lo que le permite realizar una ligera sonrisa en su conocida cara de poker habitual.

Disfruta de esta lección de Ivey en el siguiente vídeo.

Análisis

Siempre merece la pena ver a Phil Ivey dando una clase de poker a su rival, pero incluso cuando parece magia, sus decisiones habitualmente son solo una consecuencia de una forma muy racional de pensar.

En el juego pre-flop, Feldman sube al igual que ha hecho en multitud de ocasiones anteriormente. Ivey, como es obvio, ha reconocido el estilo agresivo de su rival, por lo que quiere ponerlo a prueba.

Andrew Feldman, un jugador agresivo
Feldman es sinónimo de subida pre-flop.

Está arriesgando 7.000$ para conseguir una posición cómoda en el juego post-flop. Si las ciegas o Feldman no resuben su apuesta mostrando una mano fuerte, Ivey consigue tener dos grandes ventajas en caso de que su rival vea esta 3bet:

1) El rango de su oponente es débil.
2) Tiene la posición en todas las calles.

Una c-bet parece creíble

El flop es 5 5 T, dos tréboles en un flop que casi nunca ayuda a ninguno de los dos jugadores. Esto significa que la situación vista en el juego pre-flop ha cambiado poco.

El rango de Feldman es todavía muy débil y tiene multitud de cartas altas en él, así como parejas medias o bajas en él. El rango de Ivey, en comparación, es mucho más fuerte.

Puede tener todas las manos premium, incluyendo ases, mientras que Feldman ha capado su rango al hacer call (y no resubir) a la 3bet de Ivey.

Si Feldman hubiese tenido ases o reyes fuera de posición ante Phil Ivey, sin duda alguna hubiese subido de nuevo.

Cuando Feldman hace check, Ivey intenta llevarse el bote con una apuesta de continuación ya que probablemente su rival no haya mejorado la mano en el flop. Además, esta c-bet es totalmente creíble y está en línea con su historial de apuestas.

Una subida poco convincente

Ivey apuesta cerca de 2/3 del bote y Feldman decide subir a 28.500$.

¿Qué podría tener Feldman para subir de esta forma?, ¿haría esto con una pareja de dieces? Con dicha pareja intentaría que su rival se mantuviese en la mano.

Feldman contra Ivey
Ivey prepara su obra maestra.

Pero además hay que tener en cuenta que no hay prácticamente ninguna mano que podría haber jugado así, por lo que su subida pierde casi toda la credibilidad posible.

Hay básicamente dos tipos de manos que Feldman puede tener en este momento.

1) Manos buenas como AT, KT, 99, 88

Estas manos son con frecuencia la mejor en esta situación, pero no subirían en el flop ya que solo podrían recibir el call de manos mejores, por lo que en caso de que esto ocurra sería casi como tener un farol.

Hay una opción de que tenga A5 (suited) y decida jugarla de esta forma, pero es prácticamente la única opción posible con la que podría subir en consecuencia.

2) Semifaroles (como dos tréboles), gutshots o faroles

Tiene sentido subir con alguna de estas manos. Desde el punto de vista de Feldman, podría intentar actuar y llevarse el bote ante manos como AJ.

El problema es que en frente tiene a Phil Ivey, quien además ha pensado estas opciones y tiene en cuenta todo lo mencionado anteriormente.

Clase mundial, una obra de arte

Ivey sabe perfectamente que con frecuencia su rival no tiene nada, por lo que él tampoco necesita mucho. Dicho esto, realizar el check-raise en el flop y aprovecharse de este en el turn es una jugada de clase mundial.

Ivey tiene que arriesgar 17.500$, casi el 20% de los stacks efectivos, teniendo en cuenta que si Feldman toma la iniciativa en el turn, tendría que tirar sus cartas.

El siguiente movimiento es el destacado. El 8 del turn probablemente no ha ayudado a ninguno de los jugadores, por lo que Ivey puede poner a Feldman casi en all-in para ejercer la máxima presión posible.

Pero donde podemos observar la pasta especial de la que está hecho Ivey es en la forma en la que optimiza su ratio opciones-riesgo. Ivey juega la mano de forma perfecta, siendo una auténtica obra de arte el llamativo pequeño tamaño de la apuesta: 27.900$.

Phil Ivey en la mano de la semana
Y Phil culmina su lección de poker.

Sabe que esta apuesta es lo suficientemente fuerte para batir y echar de la mano cualquier farol, mientras que en el caso de que Feldman realmente tenga una mano fuerte, todavía salvaría 36.000$.

Feldman abandona la mano a regañadientes, además de tener que continuar sabiendo que su rival tampoco tenía nada.

Conclusión

Feldman se enfrenta a Ivey estando este en su mayor apogeo, por lo que recibe una amarga lección.

Phil Ivey, por su parte, muestra su clase no solo detectando la debilidad de su rival, sino aprovechándose de esta y consiguiendo echar a su rival de la mano.

¡Por favor, rellena las siguientes celdas correctamene!!

¡Error al guardar el comentario!!

Tienes que esperar 3 minutos para publicar otro comentario

Sin Comentarios

×

Sorry, this room is not available in your country.

Please try the best alternative which is available for your location:

Close and visit page