WSOP 2013: Premios reales de los November Nine

November Nine 2013

Análisis sobre el dinero real que reciben los nueve jugadores que han alcanzado la mesa final del evento principal de las WSOP 2013.

Los premios percibidos en la mesa final de las World Series of Poker no se corresponden con el que los jugadores reciben debido a las tasas e impuestos que deben pagar a “Hacienda” de cada país.

Las cifras de dinero que cada jugador percibe siguen siendo estratosféricas, aunque estas no siempre se acercan a las mencionadas por el propio torneo ya que a excepción de muy pocos casos, los premios recibidos en los torneos de las World Series of Poker (y cualquier torneo de poker) se deben declarar y parte del dinero conseguido desaparece por el pago de impuestos.

El caso de los finalistas del evento más importante del año puede ser una muy buena opción para analizar este hecho y entender un poco más cómo funciona el pago a Hacienda en los premios recibidos en los torneos en vivo.

Premios netos de los November Nine

En este apartado vamos a explicar jugador por jugador el premio real conseguido por cada uno de ellos gracias al puesto conseguido en el evento principal de las WSOP 2013.

Queremos hacer hincapié en que aquí no están incluidos los porcentajes que los jugadores han tenido que pagar a las personas que las han “bancado” (pagado parte de la entrada, lo que significa que también reciben ese porcentaje del premio).

Ryan Riess (8,359.531$ -> 4,880.713$):

Ryan Riess6

El ganador del main event de las World Series of Poker ha visto reducido su premio en 3,478.818 dólares, la diferencia entre el premio conseguido y el que realmente ha recibido tras pagar los impuestos. El jugador, residente en el Estado de Nevada tributa en él, aunque no debe pagar tasas por su premio a este, sino que sus impuestos por el premio los ingresa directamente al país. Prácticamente 3,5 millones de dólares (algo más del 41%) se han esfumado de las manos de Riess nada más ganar el premio.

Jay Farber (5,174.357$ -> 3,147.830$)

Farber

El caso del conocido relaciones públicas de Las Vegas es similar al de Ryan Riess ya que por el hecho de vivir en Nevada no debe realizar ningún pago extra al Estado, sino que lo hace a nivel federal. Más de dos millones desaparecen de sus arcas con solo recibir el premio, a lo que tiene que unir más de un millón de euros que tiene que pagar a Dan Bilzerian, quien compró el 20% de su entrada al torneo. Farber además ya ha comenzado a gastar su premo y ha comprado dos coches, un Ferrari y un Aston Martin, este último para su padre.

Amir Lehavot (3,727.823$ -> 2,178.623$)

Amir Lehavot

El jugador de Florida tiene las mismas características que los mencionados anteriormente ya que Lehavot no tiene que pagar ningún extra a su Estado, sino que realiza directamente el pago de tasas e impuestos a los Estados Unidos. A pesar de ello Amir ha podido ver cómo han desaparecido más de un millón y medio de dólares de sus arcas. Por esta razón Lehavot se ha visto superado por el francés Sylvain Loosli en la clasificación de premios netos del torneo.

Sylvain Loosli (2,792.533$)

Sylvain Loosli

El jugador francés es el único jugador que mantiene todo el premio recibido ya que no tiene que pagar impuestos por este. Esto no es debido a que en Francia no haya una carga impositiva grande, sino a que Loosli tiene su residencia permanente en el Reino Unido, por lo que no tiene que pagar impuestos. Este cambio de residencia ha sido uno de los mejores aciertos de Sylvain ya que además comparte piso con “ElkY”, quien seguro que le ha ofrecido muchos consejos que le han ayudado a conseguir este gran resultado en las WSOP 2013.

JC Tran (2,106.893$ -> 1,104.916$)

JC Tran

La situación de JC Tran es realmente dura ya que el hecho de tener su residencia en Sacramento no solo tiene que pagar impuestos por el premio a EEUU, sino que también tiene que pagar a su propio estado, por lo que sus ganancias se ven reducidas prácticamente a la mitad (perdiendo en pagos de tasas el 47,5% de sus ganacias).

Marc McLaughlin (1,601.024$ -> 808.089$)

Marc McLaughlin2

El caso de Marc McLaughlin es el más sangrante de todos (porcentualmente hablando ya que en pago neto es superado por los tres primeros clasificados en el torneo) al tener que pagar casi 800.000$ de los 1,6 millones recibidos, un 49,5% que hace que su premio real no llegue a ser millonario.

Michiel Brummelhuis (1,225.356$ -> 870.003$)

Michiel

El jugador holandés es el segundo jugador que menos impuestos ha tenido que pagar de todos los November Nine (a excepción del mencionado Sylvain Loosli) debido a que en su país “solo” debe pagar en impuestos por los premios en los torneos el 29%. Este hecho le ha permitido superar a McLaughlin en la tabla de ganadores netos del evento.

David Benefield (944.650$ ->507.449$)

David Benefield2

Benefield, además de ser uno de los primeros eliminados en la mesa final del main event de las WSOP 2013, también es uno de los que más sufre con los pagos a Hacienda ya que al residir en Nueva York tiene doble imposición (la federal y la estatal), perdiendo más del 46% de su premio por el camino.

Mark Newhouse (723.224$ -> 410.345$)

Mark Newhouse

El caso del primer November Nine en caer eliminado es similar a los mencionados JC Tran y David Benefield. El jugador californiano tiene que pagar parte de su premio tanto a su Estado como al Gobierno de Estados Unidos, quedándose en su bolsillo una cantidad menor al medio millón de dólares.


Más de 9 millones de dólares se han perdido por el camino y de los 25,932.267$ que han recibido oficialmente por las grandes actuaciones realizadas por los November Nine, estos solo han recibido 16,290.156$, siendo el mayor beneficiado el Gobierno de Estados Unidos ya que seis de los nueve finalistas han dejado parte de su dinero en las arcas estadounidenses.

Últimos blogs »